22 abril, 2017

Día uno, again

Siempre podemos comenzar desde cero, me gusta eso. Me gusta esa historia que nos contamos, como si nada del pasado tuviera relevancia de pronto y bien puestos y alegres digamos: Vamos a empezar otra vez. De cero. Y es una historia bonita, pero falsa. Porque ya no puede haber nuevos comienzos con casi nada y menos si hay 26 años de vida involucrada. Pero me agrada esa fe de que se puede, de que es posible corregir, crear, cambiar, hacer, perdonar, todo lo que implique el comienzo.
Mi día uno, otra vez. Porque quiero, puedo y me lo merezco. Porque después de todo, es mi historia.
Publicar un comentario